viernes, 19 de febrero de 2010

Los desmontes y la agricultura mal planificada están destruyendo la Selva de Montiel

DESDE HACE DÉCADAS, HOY MÁS QUE NUNCA! 

Hoy más que nunca...desaparece su flora...desaparece su fauna...se pierden sus míticos paisajes...se pierde su cultura...se pierde su música...se pierden sus leyendas. Se pierde su gente, su encanto, todos nos empobrecemos con su desaparición; el futuro de la región se ve hipotecado. Los servicios ambientales que el bosque genera ya no existen.
Este afiche muestra las diferentes acciones que desde hace años se llevan adelante desde Federal para paliar esta situación de referencia; nada de esto alcanza y nuestra zona está cada vez más comprometida.

La naturaleza es de todos y para todos y también es para sí misma. Es importante. No permitamos que unos pocos ambiciosos terminen de destruir la selva de Montiel; todos tenemos el derecho y la obligación de defenderla, de velar por el futuro de nuestros bosques.

"NO SE PUEDE AMAR LO QUE NO SE CONOCE Y NO SE PUEDE PROTEGER LO QUE NO SE AMA"... 

Descubra que la selva de Montiel es maravillosa, se va a dar cuenta que es necesario protegerla, hoy más que nunca hagamos algo entre todos!.hagamos saber a todos los Argentinos que la Selva de Montiel existe y que no queremos perderla.

Este magnífico bosque nativo cubría un tercio de la provincia de Entre Ríos, hoy, solo Federal cuenta con la porción relictual continua más grande en mejor estado de conservación, pero no por mucho tiempo. Con los desmontes que vienen sucediéndose últimamente en pocos años podría convertirse en un mar de soja y la "Gran Selva Montielera" pasaría a ser sólo un recuerdo.

(Folleto entregado en mano a miles de visitantes en el último Festival Nacional del chamamé en Federal, Entre Ríos.)

 MAS INFORMACIÓN. La Selva montielera todavía muestra su esplendor en el departamento Federal. En La Paz y Feliciano se encuentra muy fragmentada y en el departamento Villaguay virtualmente extinguida.

El ñandubay, el espinilllo y el quebracho blanco son sus principales árboles. Las palmeras yatay y caranday los acompañan, al igual que cactus, enredaderas y lianas. En este ambiente aún encuentran refugio muchas especies de la fauna local, algunas en peligro de extinción como el cardenal amarillo.

En el año 2006, los legisladores entrerrianos sancionaron la ley 9706 mediante la cual más de 100.000 hectáreas en el departamento Federal fueron declaradas RESERVA NATURAL DE USOS MÚLTIPLES , con la finalidad de proteger estos paisajes.

Dicha categoría de reserva contempla la presencia humana y no prohíbe las actividades ecónomicas tradicionales. El objetivo de esta figura de conservación es ayudar a regular dichas activiades y conservar los bosques remanentes de esta particular formación vegetal, que incluso a inspirado a muchos poetas y músicos , como Atahualpa Yupanqui y Víctor Velázquez.


A LA SELVA NO LE QUEDA MÁS TIEMPO. DE TODOS NOSOTROS DEPENDE DARLE LA ÚLTIMA OPORTUNIDAD!! 

Con la sanción de la Ley provincial no alcanza; resta promulgar un decreto reglamentario y la redacción de UN PLAN DE MANEJO consensuado y con la validación pública para que efectivicen las acciones de conservación en la región y podamos empezar a soñar con una SELVA DE MONTIEL efectivamente protegida, tanto en sus aspectos naturales, como Histórico-culturales.

Las yatay, desde lo alto, esperan espectantes que estas medidas se efectivicen cuanto antes, como así también lo hacen zorros, virachos y carpinchos.

Habriendo picadas en el èter montielero...

Habriendo picadas en el èter montielero...